Skip to main content

Accesorios para colchones

El el caso de querer alargar un poco más la vida de tu colchón actual y mejorar la calidad de tu sueño para conseguir un descanso notablemente más reparador, hay numerosas accesorios que pueden mejorar considerablemente el confort y favorecer que disfrutes de un descanso más profundo.

Si lo que quieres es orientarte sobre las posibilidades en el enorme campo de los accesorios para colchones, has aterrizado en el lugar adecuado. Aquí te revelamos cuáles son los accesorios fundamentales que pueden garantizar un buen descanso, así como otros accesorios que pueden resultar atractivos a primera vista, pero que no tienen por qué asegurarte un sueño más reparador.

Es indudable que el colchón adecuado es la base de un buen descanso, sin embargo también los accesorios correctos desempeñan un papel importante, si lo son adecuados son capaces de arruinar las cualidades de un buen colchón y provocar dolores y otros problemas en sus usuarios. En los siguientes enlaces puedes encontrar trucos e información útil y clara para elegir los tipos de accesorios ideales para tu descanso. Encuentra aquí información que te ayudará a decidir sobre colchoncillos o toppers, protectores de colchones, cuñas conectoras o somieres, entre otros.

 

¿Qué tipo de accesorio es el que mejor se adapta a mis necesidades?

Somier
: 

El somier es seguramente uno de los más importantes accesorios para el colchón, necesario prácticamente en cualquier cama, para garantizar un buen descanso. El marco de madera no solo proporciona flexibilidad y soporte corporal sino también una circulación más adecuada del aire mejorando la transpiración. Para evitar problemas de moho, o en caso de sudar mucho durante las noches, un somier resulta imprescindible para mejorar la calidad del sueño y el descanso.

 

Consejo:

Por regla general un somier básico de láminas enrollables puede ser suficiente. Las características y prestaciones son las mismas que en caso de otros somieres robustos que un precio mucho más alto.
Los somieres de láminas tienen una durabilidad o vida útil bastante más larga que 10 años recomendados en el caso de los colchones. Solo es necesario cambiar un somier en caso de rotura o gran merma en sus características. Es recomendable comprobar bien un somier de láminas antes de reemplazarlo por otro nuevo, si ha notado que la calidad de su sueño ha bajado, lo más probable es que sea debido a otros accesorios de su cama y no al somier.

 

Protectores de colchón:

Un protector de colchón es el accesorio que se coloca entre el propio colchón y un somier de láminas. Hay varias motivos por los que resulta recomedable: por un lado protege el colchón de sudor y otro tipo de suciedad, y por otro, que se pueda desmontar un lavar impide la aparición de ácaros de polvo y otras bacterias.

 

Topper:
Toppers o colchoncillos son los accesorios, en forma de colchón fino que se colocan encima del colchón tradicional y se sujetan mediante una coma elástica. Los toppers proporcionan mayor confort y mejoran la calidad del descanso, además de alargar la vida del colchón ya que disminuyen su desgaste. En muchos casos por temas de salud o higiene, también se recomiendan estos accesorios, siempre que sean lavables.

 

Conector para colchones:
Por último, aunque no menos importante, os vamos a hablar de la cuña o conector para colchones. Este accesorio solo es necesario en el  en caso de descansar en una cama doble compuesta por dos colchones individuales. Es frecuente que la ranura entre ambos colchones resulte molesta para el descanso. El conector es simplemente una pieza adaptable que se introduce en este hueco y rellena el espacio para eliminar la sensación de hundirse en la rendija, en el caso de que alguna persona se posicione en ese punto de la cama.